Eco Diario de la Palabra
 

¡ESTO ES COMIDA, NO BASURA!

Ver

Cuando queremos celebrar algo: un cumpleaños, la celebración de la Navidad, nuestro fin de carrera, la victoria de nuestro equipo… organizamos una comida. El compartir la mesa siempre ha significado un momento de celebración, alegría y fiesta. ¿Pero qué pasa cuando terminamos de comer? Revisemos por ejemplo, las últimas fiestas de Navidad y Fin de año ¿Compramos cantidades apropiadas al número de comensales? ¿Tuvimos la sensación de haber comido más de lo necesario? ¿Qué hicimos con las sobras y con los restos que quedaron en los platos? ¿Tiramos comida a la basura?

Según el Informe del consumo de alimentación en España en 2016, realizado por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, durante el periodo comprendido entre octubre de 2015 y septiembre de 2016, los hogares españoles tiraron a la basura 1.245,9 millones de kilos de alimentos en condiciones de ser consumidos (unos 24 millones de kilos semanales). De ellos, un total de 1.066 millones (85,6% del total) corresponden a productos sin elaborar desperdiciados tal como se compraron, y 179,8 millones (14,4%) son de recetas cocinadas por el propio hogar y desechadas directamente desde el plato o después de un tiempo guardadas en la nevera.

Es una cantidad muy considerable, aunque constata la concienciación de las familias en la lucha contra el desperdicio alimentario, ya que esta cifra supone una reducción del 6 por ciento con respecto al período anterior: se tiraron a la basura 80,1 millones de kilos menos.

La Comisión Europea estima que cada año se desaprovechan en el mundo, más de 1.300 millones de toneladas de alimentos, es decir, un tercio de la producción mundial, de los que 89 millones de toneladas de comida en buen estado corresponden a la Unión Europea.

Juzgar

El Papa Francisco, en junio de 2013, con motivo de la Jornada Mundial del Medioambiente, nos invitaba a recordar el relato del milagro de los panes y los peces: “Jesús da de comer a la multitud con cinco panes y dos peces. Y la conclusión del pasaje es importante: «Comieron todos y se saciaron, y recogieron lo que les había sobrado: doce cestos» (Lc 9, 17). Jesús pide a los discípulos que nada se pierda: ¡nada de descartar! Y está este hecho de los doce cestos: ¿por qué doce? ¿Qué significa? Doce es el número de las tribus de Israel; representa simbólicamente a todo el pueblo. Y esto nos dice que cuando el alimento se comparte de modo equitativo, con solidaridad, nadie carece de lo necesario, cada comunidad puede ir al encuentro de las necesidades de los más pobres.

 La «cultura del descarte» tiende a convertirse en mentalidad común, que contagia a todos, (…) nos ha hecho insensibles también al derroche y al desperdicio de alimentos, cosa aún más deplorable cuando en cualquier lugar del mundo, lamentablemente, muchas personas y familias sufren hambre y malnutrición. En otro tiempo nuestros abuelos cuidaban mucho que no se tirara nada de comida sobrante. El consumismo nos ha inducido a acostumbrarnos a lo superfluo y al desperdicio cotidiano de alimento, al cual a veces ya no somos capaces de dar el justo valor, que va más allá de los meros parámetros económicos. ¡Pero recordemos bien que el alimento que se desecha es como si se robara de la mesa del pobre, de quien tiene hambre! Invito a todos a reflexionar sobre el problema de la pérdida y del desperdicio del alimento a fin de identificar vías y modos que, afrontando seriamente tal problemática, sean vehículo de solidaridad y de compartición con los más necesitados.

Así que desearía que todos asumiéramos el grave compromiso de respetar y custodiar la creación, de estar atentos a cada persona, de contrarrestar la cultura del desperdicio y del descarte, para promover una cultura de la solidaridad y del encuentro.”

 

Actuar

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

Aunque te parezca que pueda ser poca cosa, hay muchos gestos “pequeños” y concretos que nos pueden ayudar, con un poco de voluntad y algo de planificación, a que la comida nunca termine en la basura. Aquí tienes algunas ideas, que podrás ampliar en los enlaces que encontrarás al final de este artículo.

  • No compres más de lo que necesites. Elabora la lista de la compra en función de tus necesidades. Organiza tus compras y planifica lo que vas a cocinar según lo que calculas que vas consumir. Si tienes miedo de que pueda surgir algún comensal inesperado, es preferible tener previsto algunos alimentos “comodín” que puedas descongelar o recetas que puedas preparar con rapidez (como el arroz, o la pasta). Si optas por comprar de más, por si acaso, tenlo previsto y reorganiza tu menú, congelando si es preciso.
  • El orden previene el despilfarro. Organiza tu despensa y tu nevera de forma que te permita tener los alimentos agrupados y ordenados según la fecha de caducidad. Coloca los alimentos nuevos en el fondo y aprovecha para revisar la caducidad de lo que colocas delante.
  • Ojo con la fruta y la verdura. Son los más perecederos y los que más debes vigilar. Acostúmbrate a revisarlos todos los días y, si ves que no te dará tiempo a consumirlos, prepara compotas o mermeladas con la fruta o lava y trocea las verduras para congelarlas y consumirlas en otro momento.
  • Sírvete raciones más pequeñas, es preferible que sobre en el caldero que en tu plato y siempre podrás repetir si te ha resultado poco.
  • Guarda las sobras. Conservadas en la nevera, pueden servir para acompañar otra comida o ser la base para realizar nuevos platos, por ejemplo: con restos de pollo, puedes preparar unas croquetas o enriquecer una ensalada. Si crees que no vas a poder aprovecharla, siempre puedes congelarla.
  • Si comes en un restaurante, pide con mesura. Si no conoces el volumen de los platos, pide orientación al camarero. Si quedan sobras en la mesa, no te cortes y pide que te lo envasen. Si ves que te has pasado pidiendo, pregunta si es posible anular algún plato o que no te lo sirvan y te lo preparen para llevar.

Enlaces para más información

DERECHOS DE LOS NIÑOS Y NIÑAS

20 de noviembre, día universal del niño/a

.

VER

Todos tenemos claro que los niños y las niñas tienen derechos. Socialmente valoramos que son más vulnerables y que deben tener mayor protección y una prueba de ello es que la Convención sobre los Derechos del Niño, firmada en 1989, es el tratado internacional de derechos humanos más ratificado en todo el mundo.

La Convención establece una serie de derechos para la infancia, entre ellos el derecho a la vida, a la salud, a la educación, a jugar, a la vida familiar, a la no discriminación, a tener su propio punto de vista,.. también a ser protegidos de la violencia. Vamos a echar un vistazo sobre este último aspecto.

¿Cómo es la violencia que se ejerce sobre la infancia? ¿cuál es la magnitud del problema?

La violencia en la niñez suele estar oculta, pasar desapercibida o no ser denunciada en todos los casos. INSPIRE, Siete estrategias para poner fin a la violencia contra los niños y las niñas, es una publicación elaborada en 2016 por una decena de organizaciones internacionales. En ella podemos leer: «el abuso sexual denunciado por los propios niños y niñas es 30 veces más alto y el maltrato físico es 75 veces más alto que lo que indican los informes oficiales».

También la última estadística del Registro Unificado de casos de sospecha de Maltrato Infantil (RUMI), publicada con datos de 2015 por el Ministerio de Sanidad y Servicios Sociales, revela que en España 13.818 menores están sufriendo potenciales abusos y malos tratos en el ámbito familiar aunque ya el informe advierte que la estadística puede no recoger todos los casos reales de abuso infantil.

Esto nos da a entender que los datos nos muestran sólo una parte de la realidad. Para muchas personas, incluidos los niños, determinados tipos de violencias son consideradas como algo normal. Además, a menudo se estigmatiza a las niñas y los niños que denuncian la violencia, o no se les cree lo que dicen y no se toman medidas. Aunque la violencia puede estar oculta, la violencia marca para siempre y sus consecuencias crean una carga generalizada, duradera y costosa para los niños, las niñas y las personas adultas, las comunidades y las naciones.

.

JUZGAR

La doctrina social de la Iglesia indica constantemente la exigencia de respetar la dignidad de los niños. En la familia, espacio donde debe reservarse una atención especialísima al niño, desarrollando una profunda estima por su dignidad personal, así como un gran respeto y un generoso servicio a sus derechos. Y también en los ordenamientos jurídicos nacionales e internacionales, que además de hacer un reconocimiento público del valor social de la infancia, han de actuar con determinación para que las violencias de todo tipo infligidas a estas personas humanas, las más indefensas, sean combatidas eficazmente con adecuadas medidas preventivas y penales, mediante una acción firme por parte de las diversas autoridades. (Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia nº244 y 245)

Y añado, algunos párrafos de la homilía que el Papa Francisco pronunció en la Plaza del Pesebre, en Belén en 2014 que creo que nos pueden ayudar.

El Niño Jesús, nacido en Belén, es el signo que Dios dio a los que esperaban la salvación, y permanece para siempre como signo de la ternura de Dios y de su presencia en el mundo. El ángel dijo a los pastores: «Y aquí tenéis la señal: encontraréis un niño…». (Lc 2,12).

También hoy los niños son un signo. Signo de esperanza, signo de vida, pero también signo “diagnóstico” para entender el estado de salud de una familia, de una sociedad, de todo el mundo. Cuando los niños son recibidos, amados, custodiados, tutelados, la familia está sana, la sociedad mejora, el mundo es más humano.

Dios hoy nos repite también a nosotros, hombres y mujeres del siglo XXI: «Y aquí tenéis la señal», buscad al niño…

El Niño de Belén es frágil, como todos los recién nacidos. No sabe hablar y, sin embargo, es la Palabra que se ha hecho carne, que ha venido a cambiar el corazón y la vida de los hombres. Este Niño, como todo niño, es débil y necesita ayuda y protección. También hoy los niños necesitan ser acogidos y defendidos desde el seno materno.

En este mundo, que ha desarrollado las tecnologías más sofisticadas, hay todavía por desgracia tantos niños en condiciones deshumanas, que viven al margen de la sociedad, en las periferias de las grandes ciudades o en las zonas rurales. Todavía hoy muchos niños son explotados, maltratados, esclavizados, objeto de violencia y de tráfico ilícito. Demasiados niños son hoy prófugos, refugiados, a veces ahogados en los mares, especialmente en las aguas del Mediterráneo. De todo esto nos avergonzamos hoy delante de Dios, el Dios que se ha hecho Niño.»

.

ACTUAR

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

Aunque te parezca que pueda ser poca cosa, hay muchos “pequeños” gestos concretos que nos pueden ayudar a acoger a los niños y niñas como si fueran Jesús mismo «El que acoge a un pequeño como este en mi nombre, a mí me acoge» (Cfr. Mt 18, 1-12).

  • Infórmate

Tal vez ese niño llora. Llora porque tiene hambre, porque tiene frío, porque quiere estar en brazos… También hoy lloran los niños, lloran mucho, y su llanto nos cuestiona. En un mundo que desecha cada día toneladas de alimento y de medicinas, hay niños que lloran en vano por el hambre y por enfermedades fácilmente curables. En una época que proclama la tutela de los menores, se venden armas que terminan en las manos de niños soldados; se comercian productos confeccionados por pequeños trabajadores esclavos. Su llanto es acallado. ¡El llanto de estos niños es acallado! Deben combatir, deben trabajar, no pueden llorar. Pero lloran por ellos sus madres, Raqueles de hoy: lloran por sus hijos, y no quieren ser consoladas (cf. Mt2, 18).(*)

  • Cuando veas las noticias, interésate por lo que tiene que ver con los niños y con la violencia ¿Cómo crees que les afecta o les afectará en su futuro?
  • Pregunta en tu entorno ¿Conocen casos de violencia hacia los niños? ¿Sabrían qué hacer si temieran que algún niño o niña sufre violencia?
  • ¿Qué dicen los niños y niñas sobre la violencia? ¿Por qué no les preguntas?
  • Lee algunos de los documentos y publicaciones de instituciones dedicadas a la protección de los niños. (Al final del artículo puedes encontrar algunas propuestas)
  • Contempla

Contempla al niño Jesús, al que nació en un pesebre, al que quisieron asesinar a poco de nacer, al que tuvo que huir con su familia a otro país… Contempla a los niños y niñas que tienes más cerca: en tu familia, en las escuelas, en las calles y parques de tu localidad. Contempla a tantos niños y niñas víctimas de la violencia. Ante ellos respóndete a las preguntas que plantea el Papa Francisco:

¿Quién somos nosotros ante Jesús Niño? ¿Quién somos ante los niños de hoy? ¿Somos como María y José, que reciben a Jesús y lo cuidan con amor materno y paterno? ¿O somos como Herodes, que desea eliminarlo? ¿Somos como los pastores, que corren, se arrodillan para adorarlo y le ofrecen sus humildes dones? ¿O somos más bien indiferentes? ¿Somos tal vez retóricos y pietistas, personas que se aprovechan de las imágenes de los niños pobres con fines lucrativos? ¿Somos capaces de estar a su lado, de “perder tiempo” con ellos? ¿Sabemos escucharlos, custodiarlos, rezar por ellos y con ellos? ¿O los descuidamos, para ocuparnos de nuestras cosas? (*)

  • Alza la voz y protégelos

El Niño Jesús nacido en Belén, todo niño que nace y crece en cualquier parte del mundo, es signo diagnóstico, que nos permite comprobar el estado de salud de nuestra familia, de nuestra comunidad, de nuestra nación. De este diagnóstico franco y honesto, puede brotar un estilo de vida nuevo, en el que las relaciones no sean ya de conflicto, abuso, consumismo, sino relaciones de fraternidad, de perdón y reconciliación, de participación y de amor. (*)

.

Aquí puedes encontrar un espacio para la denuncia y para compartir este problema en las redes sociales, Para cada niño, #ENDviolence.

La Policía Nacional recoge por teléfono cualquier sospecha que puedas tener sobre maltrato infantil. También puedes acudir al centro escolar, a los servicios sanitarios y sociales de tu localidad.

  • Ora

Oh María, Madre de Jesús,

tú, que has acogido, enséñanos a acoger;

tú, que has adorado, enséñanos a adorar;

tú, que has seguido, enséñanos a seguir. Amén. (*)

(*) HOMILÍA DEL SANTO PADRE FRANCISCO Plaza del Pesebre (Belén) Domingo 25 de mayo de 2014

 

Para seguir profundizando:

.

Objetivo 16: Promover sociedades, justas, pacíficas e inclusivas

16.2 “poner fin al maltrato, la explotación, la trata y todas las formas de violencia y tortura contra los niños”

16.1 “reducir significativamente todas las formas de violencia y las correspondientes tasas de mortalidad en todo el mundo”.

 .

Objetivo 5: Lograr la igualdad entre los géneros y empoderar a todas las mujeres y las niñas

5.2 “eliminar todas las formas de violencia contra todas las mujeres y las niñas en los ámbitos público y privado, incluidas la trata y la explotación sexual y otros tipos de explotación”.

.

MUEVETE CONTRA LA DESIGUALDAD

VER

Hace unos días leía que en los últimos cuatro años España tiene 58.000 nuevos ricos. Así, de entrada, podríamos verlo como un signo positivo que se suma a los que hablan de «buenas noticias» por la previsión de crecimiento del PIB para los próximos meses. La economía de España va mejor, comienza la desaceleración, afirman muchos. Pero sucede que en esos mismos cuatro años, más de 1,4 millones de personas han pasado a ingresar menos de 6.000 euros anuales.

Según los datos de Cáritas, la pobreza se ha hecho más profunda, más extensa y más crónica, incluyendo entre los colectivos más vulnerables, a los «trabajadores pobres» cuyos empleos precarios no les permiten alcanzar unos ingresos suficientes para subsistir. Después de tres años de «recuperación económica», siete de cada diez hogares españoles (70%) sigue en crisis. Estos datos llegan a ser más alarmantes en el caso de los hogares bajo el umbral de la pobreza en los que nueve de cada diez (90%) no han cambiado su situación de precariedad. Hemos empobrecido la pobreza. (Desprotección Social y Estrategias Familiares. Fundación FOESSA, Cáritas).

Esta realidad española es extrapolable a la situación mundial, los «ricos» cada día lo son más y los «pobres» son cada día más empobrecidos. Según la lista Forbes 2017, tan sólo 8 hombres concentran tanta riqueza como la mitad más pobre de la humanidad.

Y así volvemos a encontrarnos en el calendario con el 17 de octubre, declarado por la ONU como Día Internacional de lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social, para poner en relevancia la necesidad de seguir trabajando para erradicar la pobreza y la indigencia, poniendo el foco en las causas de esta desigualdad obscena.

La plataforma Pobreza Cero, es un movimiento estatal, organizado por la Coordinadora de ONG para el Desarrollo España que pretende la implicación de todos los sectores de la sociedad civil en la lucha contra las causas de la pobreza y de la desigualdad de una forma urgente, definitiva y eficaz. Cada año, en torno al 17 de octubre organiza la Semana contra la pobreza promoviendo numerosas actividades en diversas localidades. En su análisis de la situación actual identifican un sistema que antepone el enriquecimiento de una pequeña parte de la población a costa del empobrecimiento de la mayoría y la destrucción del planeta y apuntan hacia algunas de las principales causas de esta desigualdad obscena:

  • la priorización y pervivencia de políticas al servicio de los intereses económicos y no del bien común;
  • la acumulación desmedida de la riqueza y, por tanto, de poder;
  • y la permisividad ante el incumplimiento de los derechos humanos y el deterioro medioambiental.

 .

JUZGAR

Recordemos ahora algunas palabras de Jesús, recogidas en el Evangelio de Mateo: «Jesús le dijo: Una cosa te falta: anda, cuanto tienes véndelo y dáselo a los pobres y tendrás un tesoro en el cielo; luego, ven y sígueme«. Pero él, abatido por estas palabras, se marchó entristecido, porque tenía muchos bienes (Mt 19, 21-22). El ideal de armonía, de justicia, de fraternidad y de paz que propone Jesús no es compatible con el apego a la riqueza o al poder. «Los poderosos de las naciones las dominan como señores absolutos, y los grandes las oprimen con su poder. Que no sea así entre vosotros, sino que el que quiera ser grande sea el servidor » (Mt 20,25-26).

Frente a la riqueza y el ansia de poder y dominio, el Papa Francisco nos invita en la Laudato si, a reflexionar sobre qué es lo que nos mueve en la vida y a dejar de pensar siempre en nosotros, y de aislarnos en nuestras necesidades creadas: “Mientras más vacío está el corazón de la persona, más necesita objetos para comprar, poseer y consumir” (204) y nos invita a cambiar nuestros hábitos, a “desarrollar la capacidad de salir de sí hacia el otro” y superar el autoreferencialidad. «Cuando somos capaces de superar el individualismo, realmente se puede desarrollar un estilo de vida alternativo y se vuelve posible un cambio importante en la sociedad» (208)

Y en la Evangelii gaudium nos urge a decir NO a una economía de la exclusión y de la inequidad. «Esa economía mata. No puede ser que no sea noticia que muere de frío un anciano en situación de calle y que sí lo sea una caída de dos puntos en la bolsa. Eso es exclusión. No se puede tolerar más que se tire comida cuando hay gente que pasa hambre. Eso es inequidad. Hoy todo entra dentro del juego de la competitividad y de la ley del más fuerte, donde el poderoso se come al más débil. Como consecuencia de esta situación, grandes masas de la población se ven excluidas y marginadas: sin trabajo, sin horizontes, sin salida. Se considera al ser humano en sí mismo como un bien de consumo, que se puede usar y luego tirar. Hemos dado inicio a la cultura del «descarte» que, además, se promueve. Ya no se trata simplemente del fenómeno de la explotación y de la opresión, sino de algo nuevo: con la exclusión queda afectada en su misma raíz la pertenencia a la sociedad en la que se vive, pues ya no se está en ella abajo, en la periferia, o sin poder, sino que se está fuera. Los excluidos no son «explotados» sino desechos, «sobrantes»». (53)

Y continúa diciéndonos: «En este contexto, algunos todavía defienden las teorías del «derrame», que suponen que todo crecimiento económico, favorecido por la libertad de mercado, logra provocar por sí mismo mayor equidad e inclusión social en el mundo. Esta opinión, que jamás ha sido confirmada por los hechos, expresa una confianza burda e ingenua en la bondad de quienes detentan el poder económico y en los mecanismos sacralizados del sistema económico imperante. Mientras tanto, los excluidos siguen esperando. Para poder sostener un estilo de vida que excluye a otros, o para poder entusiasmarse con ese ideal egoísta, se ha desarrollado una globalización de la indiferencia. Casi sin advertirlo, nos volvemos incapaces de compadecernos ante los clamores de los otros, ya no lloramos ante el drama de los demás ni nos interesa cuidarlos, como si todo fuera una responsabilidad ajena que no nos incumbe. La cultura del bienestar nos anestesia y perdemos la calma si el mercado ofrece algo que todavía no hemos comprado, mientras todas esas vidas truncadas por falta de posibilidades nos parecen un mero espectáculo que de ninguna manera nos altera. (54)

.

ACTUAR

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

Aunque te parezca que pueda ser poca cosa, hay muchos “pequeños” gestos concretos capaces de contribuir a la «civilización del amor» que propone el Evangelio. A continuación puedes ver algunas propuestas que aparecen reflejadas en la Laudato si:

  • Crece en tu vida interior

Porque no será posible comprometerse en cosas grandes sólo con doctrinas sin una mística que nos anime, sin unos móviles interiores que impulsan, motivan, alientan y dan sentido a la acción personal y comunitaria. (223)

  • Crece en sobriedad

Se puede necesitar poco y vivir mucho, sobre todo cuando se es capaz de desarrollar otros placeres y se encuentra satisfacción en los encuentros fraternos, en el servicio, en el despliegue de los carismas, en la música y el arte, en el contacto con la naturaleza, en la oración. (223)

  • Crece en humildad:

La desaparición de la humildad, en un ser humano desaforadamente entusiasmado con la posibilidad de dominarlo todo sin límite alguno, sólo puede terminar dañando a la sociedad y al ambiente. No es fácil desarrollar esta sana humildad y una feliz sobriedad si nos volvemos autónomos, si excluimos de nuestra vida a Dios y nuestro yo ocupa su lugar, si creemos que es nuestra propia subjetividad la que determina lo que está bien o lo que está mal. (224)

  • Crece en relaciones humanas

La sensación de asfixia producida por la aglomeración en residencias y espacios con alta densidad poblacional se contrarresta si se desarrollan relaciones humanas cercanas y cálidas, si se crean comunidades, si los límites del ambiente se compensan en el interior de cada persona, que se siente contenida por una red de comunión. y de pertenencia. De ese modo, cualquier lugar deja de ser un infierno y se convierte en el contexto de una vida digna. (148)

  • Crece en tu compromiso social y político

El amor, lleno de pequeños gestos de cuidado mutuo, es también civil y político, y se manifiesta en todas las acciones que procuran construir un mundo mejor. El amor a la sociedad y el compromiso por el bien común son una forma excelente de la caridad, que no sólo afecta a las relaciones entre los individuos, sino a las macro-relaciones, como las relaciones sociales, económicas y políticas. (231)

 No todo está perdido, porque los seres humanos, capaces de degradarse hasta el extremo, también pueden sobreponerse, volver a optar por el bien y regenerarse, más allá de todos los condicionamientos mentales y sociales que les impongan. Son capaces de mirarse a sí mismos con honestidad, de sacar a la luz su propio hastío y de iniciar caminos nuevos hacia la verdadera libertad. No hay sistemas que anulen por completo la apertura al bien, a la verdad y a la belleza, ni la capacidad de reacción que Dios sigue alentando desde lo profundo de los corazones humanos. A cada persona de este mundo le pido que no olvide esa dignidad suya que nadie tiene derecho a quitarle.

Papa Francisco. Laudato si nº231

Aquí puedes encontrar más información y varias propuestas concretas de acción que te ayudarán a implicarte más en la lucha contra la pobreza. «Muévete contra la desigualdad obscena«

Aquí verás las acciones que se organizan en tu localidad en torno a la Semana contra la pobreza

Para seguir profundizando:

.

Informe Foessa: Análisis y Perspectivas 2017: Desprotección Social y estrategias Familiares

La brecha social crece con 58.000 nuevos ricos y 1,4 millones de pobres en cuatro años

El número de multimillonarios en España ha aumentado un 44% desde 2011.

.

EDUCACIÓN: ASIGNATURA PENDIENTE

Educación, asignatura pendiente

VER

.

EDUCACIONDECALIDAD

Llega septiembre, de vuelta a las aulas, un buen momento para recordar algunas «asignaturas pendientes» que no hemos superado. En 1966, la UNESCO proclamó oficialmente el 8 de septiembre como Día Internacional de la Alfabetización, con el fin de movilizar a la comunidad internacional y fomentar la alfabetización como instrumento para empoderar a las personas, las comunidades y las sociedades.

.

Este objetivo internacional, tras más de 50 años, sigue siendo necesario. En 2015 los líderes mundiales, establecen como Objetivo número 4º de entre los 17 Objetivos llamados de Desarrollo Sostenible (ODS): Garantizar una educación inclusiva, equitativa y de calidad y promover oportunidades de aprendizaje durante toda la vida para todos, y establecen metas específicas, que deben alcanzarse en el mundo en los próximos 15 años. La tarea es ambiciosa, actualmente hay 57 millones de niños y niñas sin escolarizar y al menos 770 millones de personas adultas –dos tercios de ellas, mujeres–no saben leer ni escribir.

.

La educación es una pieza clave en el desarrollo de la persona y de su comunidad, es el primer paso para adquirir las mínimas competencias que les permitan saber comprender, interpretar, crear y comunicarse. Está directamente relacionada con la prosperidad, pues le permite mejorar sus condiciones de subsistencia (alimentación, salud, posibilidades de acceso al empleo) y participar plenamente en la sociedad. La educación es un elemento indispensable para la convivencia y para la construcción de la paz.

.

Pero aunque en nuestros ambientes veamos con tanta claridad la importancia de la educación para todas las personas y durante toda la vida, aún es necesario seguir alzando la voz para garantizar el derecho a la educación.

.

Veamos tres ejemplos:

.

  • EDUCACION-JPICLa joven Malala Yousafzai, que a los diecisiete años sufrió un atentando por reclamar el derecho de que niños y niñas pudieran acceder a la escuela. En 2014 sería galardonada con el Premio Nobel de la Paz.

.

  • Según los datos de ACNUR, de los más de 65 millones de personas que en la actualidad se han visto obligadas a abandonar sus hogares en busca de seguridad, más de la mitad son niños y niñas. También Unicef revela que en el mundo hay casi 250 millones de niños que viven en zonas afectadas por conflictos armados. En estos contextos, garantizar que los niños y niñas puedan acceder con seguridad a la escuela y que esta cumpla unos mínimos criterios de calidad es muy difícil.

.

  • La trata de seres humanos, también llamada la esclavitud del siglo XXI, tiene como fin la explotación de una persona mediante engaño, amenazas, uso de la fuerza o abuso de poder. Naciones Unidas calcula que de cada 3 víctimas en todo el mundo, 1 es un niño. España no escapa de estas estadísticas. Adolescentes prostituidas, niños utilizados para mendigar o para cometer delitos, bebés que sirven como modo de extorsión para seguir explotando a sus madres, niñas víctimas de matrimonio forzado… A estos niños y niñas los han desposeídos de sus derechos.

.

JUZGAR

.

Es imposible hablar de educación y no hablar del papel fundamental que la Iglesia ha desarrollado a lo largo de la historia en la alfabetización, la formación escolar y universitaria y en la difusión de la cultura y del pensamiento en todos los ámbitos.

.

Para la Familia Claretiana, es además propio de nuestro carisma otorgar a la formación un papel predominante, tanto por la diversidad de acciones educativas que realizamos, como por la importancia que tiene para nuestra propia vida la formación personal y comunitaria como herramienta necesaria en nuestro discernimiento y en el ejercicio de nuestras respectivas vocaciones.

.

Son numerosísimas las referencias que se recogen en los diversos documentos de la Iglesia sobre la educación y su importancia. Voy sólo a destacar dos de ellas:

.

Por su contexto, la Declaración Gravissimum educationis, sobre la educación cristiana, firmada por Pablo VI en octubre de 1965 un año antes de la proclamación por la UNESCO del 8 de septiembre como Día Internacional de la Alfabetización) que comienza destacando «la importancia decisiva de la educación en la vida del hombre y su influjo cada vez mayor en el progreso social contemporáneo….»

.

Y este precioso y sencillo texto de la Laudato Si (nº213) que resalta el papel de la familia como ámbito clave en la transmisión de una cultura de la vida: «La familia es el lugar de la formación integral, donde se desenvuelven los distintos aspectos, íntimamente relacionados entre sí, de la maduración personal. En la familia se aprende a pedir permiso sin avasallar, a decir «gracias» como expresión de una sentida valoración de las cosas que recibimos, a dominar la agresividad o la voracidad, y a pedir perdón cuando hacemos algún daño. Estos pequeños gestos de sincera cortesía ayudan a construir una cultura de la vida compartida y del respeto a lo que nos rodea.»

.

ACTUAR

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

Aunque te parezca que pueda ser poca cosa, hay muchos “pequeños” gestos concretos capaces de contribuir a que la educación sea un derecho efectivo para todas las personas”:

.

  • Fórmate, tanto si aún eres alumno como si no. «La alfabetización es más, mucho más que leer y escribir. Es la habilidad de leer el mundo, es la habilidad de continuar aprendiendo y es la llave de la puerta del conocimiento». Paulo Freire (reconocido pedagogo brasileño).
  • Observa. Seguro que a poco que te pares a pensar encuentras muchas causas que impiden en tu entorno más cercano una educación inclusiva y de calidad para todos: discriminación de cualquier tipo, acoso escolar o bullying, carencia de medios o de educadores…
  • Comparte tu reflexión con otros: familia, amigos, compañeros de trabajo,… apoyarnos los unos en los otros nos permitirá tomar una conciencia más plena de la realidad y poder adoptar una posición que nos ayude a actuar contra estas causas. Utiliza también los medios de comunicación, foros, redes sociales,… para resaltar la importancia del derecho a la educación.
  • Movilízate y únete a otros, participa y colabora en asociaciones, colectivos, ONGs… Levanta tu voz por el derecho a la educación y apoya a las organizaciones que trabajan para que la educación alcance a todas las personas, a todas las edades, en cualquier parte del mundo.

.

» Queridos hermanos y hermanas: no debemos olvidar que millones de personas sufren de pobreza, injusticia e ignorancia. No hay que olvidar que millones de niños están fuera de sus escuelas. No debemos olvidar que nuestros hermanos y hermanas están esperando por un futuro pacífico y luminoso. Libraremos una lucha gloriosa contra el analfabetismo, la pobreza y el terrorismo; tomaremos nuestros libros y lápices porque son armas más poderosas. Un niño, un maestro, un libro y un lápiz pueden cambiar el mundo. La educación es la única solución. Educación primero. Gracias.»

Malala Yousafzai Texto final del discurso ante la ONU en 2013.

 .

Para seguir profundizando:

Objetivos de Desarrollo Sostenible

Discurso de Malala Yousafzai ante la ONU, 2013. Vídeo (17′) subtitulado en español.

.

.

Laura Rodríguez

¡ay, qué calorcito! -Calentamiento Global-. Por Laura Rodríguez

Llega el veranito  

¡Ay, qué calorcito! 

 

 VER 

.

Pues sí, todo el curso deseando que llegue el verano y sus vacaciones, y ¡zas! ¿No querías verano? pues aquí está el sol luciendo y la temperatura subiendo. Y volvemos a tener a al calor, como tema recurrente en las conversaciones cotidianas. ¡Este calor no es normal! ¿o sí? ¿Es esto consecuencia del cambio climático?

.

A pesar de algunas voces discordantes, la comunidad científica ha ido acumulando en los últimos años evidencias suficientes para afirmar que la acción del ser humano, está contribuyendo determinantemente al calentamiento global. Nuestros niveles de producción emiten a la atmósfera gases de efecto invernadero, que impiden que el calor que producen los rayos del sol sobre la superficie de la tierra se disperse en el espacio, provocando un aumento de la temperatura del planeta.

.

Este aumento de temperatura está derritiendo los hielos polares, afectando a la producción agrícola y a la salud de los océanos y provocando un aumento del nivel del mar, la reducción de la biodiversidad y una mayor dificultad para disponer de agua dulce. Y aunque es difícil de cuantificar, cada vez son más las voces que llaman la atención sobre los refugiados climáticos: personas que se ven obligadas a migrar ante la escasez de recursos naturales como consecuencia del aumento de la degradación del medio ambiente. Los efectos del cambio climático serán globales, pero como en todos los desastres, tendrá peores consecuencias para los países más empobrecidos y las personas más vulnerables.

.

.

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible recogen como objetivo Nº13: Adoptar medidas urgentes para combatir el cambio climático y sus efectos. También la Conferencia de París sobre el Clima, celebrada en diciembre de 2015, fue la expresión del compromiso de 195 países que firmaron el primer acuerdo vinculante mundial sobre el clima. Combinar una cada vez más creciente actividad productiva mundial, con una reducción de emisiones de gases invernadero ¿es viable? ¿Es posible tener una actividad económica más sostenible y más respetuosa con el medio ambiente?

.

JUZGAR 

.

En la encíclica Laudato si’, el papa Francisco analiza en el capítulo primero: «Lo que está pasando en nuestra casa», y hace referencia explícita sobre: «El clima como bien común», afirmando que «El cambio climático es un problema global con graves dimensiones ambientales, sociales, económicas, distributivas y políticas, y plantea uno de los principales desafíos actuales para la humanidad. Los peores impactos probablemente recaerán en las próximas décadas sobre los países en desarrollo. Muchos pobres viven en lugares particularmente afectados por fenómenos relacionados con el calentamiento, y sus medios de subsistencia dependen fuertemente de las reservas naturales y de los servicios ecosistémicos, como la agricultura, la pesca y los recursos forestales». por otro lado, continúa señalando, «muchos de aquellos que tienen más recursos y poder económico o político parecen concentrarse sobre todo en enmascarar los problemas o en ocultar los síntomas, tratando sólo de reducir algunos impactos negativos del cambio climático».

.

Más adelante nos alerta de «la debilidad de las reacciones”, y afirma categóricamente: «Nunca hemos maltratado y lastimado nuestra casa común como en los últimos dos siglos», para luego poner la atención sobre la debilidad de la reacción política internacional, advirtiendo que «El sometimiento de la política ante la tecnología y las finanzas se muestra en el fracaso de las Cumbres mundiales sobre medio ambiente. Hay demasiados intereses particulares y muy fácilmente el interés económico llega a prevalecer sobre el bien común y a manipular la información para no ver afectados sus proyectos» Y aunque reconoce que en algunos países hay ejemplos positivos en la mejora del ambiente que confirman que «el ser humano todavía es capaz de intervenir positivamente, al mismo tiempo, también «crece una ecología superficial o aparente que consolida un cierto adormecimiento y una alegre irresponsabilidad. …Este comportamiento evasivo nos sirve para seguir con nuestros estilos de vida, de producción y de consumo.» Y nos pone un ejemplo muy significativo: «el creciente aumento del uso y de la intensidad de los acondicionadores de aire. Los mercados, procurando un beneficio inmediato, estimulan todavía más la demanda. Si alguien observara desde afuera la sociedad planetaria, se asombraría ante semejante comportamiento que a veces parece suicida” (Laudato si’, cap.1º).

.

El cambio climático es un problema global que necesita de compromisos globales, de una acción conjunta de todos los estados y de un compromiso efectivo de la política y la economía por el bien común. «La política no debe someterse a la economía y ésta no debe someterse a los dictámenes y al paradigma eficientista de la tecnocracia… Mientras unos se desesperan sólo por el rédito económico y otros se obsesionan sólo por conservar o acrecentar el poder, lo que tenemos son guerras o acuerdos espurios donde lo que menos interesa a las dos partes es preservar el ambiente y cuidar a los más débiles». (Laudato si’, cap 5º)

.

Sin embargo, no todo está perdido, «Un cambio en los estilos de vida podría llegar a ejercer una sana presión sobre los que tienen poder político, económico y social. Es lo que ocurre cuando los movimientos de consumidores logran que dejen de adquirirse ciertos productos y así se vuelven efectivos para modificar el comportamiento de las empresas, forzándolas a considerar el impacto ambiental y los patrones de producción. Es un hecho que, cuando los hábitos de la sociedad afectan el rédito de las empresas, estas se ven presionadas a producir de otra manera. Ello nos recuerda la responsabilidad social de los consumidores. Comprar es siempre un acto moral, y no sólo económico. Por eso, hoy el tema del deterioro ambiental cuestiona los comportamientos de cada uno de nosotros». 

.

 ACTUAR  

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

  • Evalúa tu estilo de vida. 

La conciencia de la gravedad de la crisis cultural y ecológica necesita traducirse en nuevos hábitos. La espiritualidad cristiana propone un crecimiento con sobriedad y una capacidad de gozar con poco. ¿Qué cambios debes introducir en tu estilo de vida? En el mes de septiembre sugerimos algunas propuestas: Reflexiona, Rechaza, Reduce, Reutiliza, Recicla, Redistribuye, Relocaliza Reclama, ¿qué tal si nos paramos un momento y revisamos qué hemos hecho en este curso? 

.

  • Apoya y apóyate en otros para actuar contra los efectos del cambio climático. 

Son numerosas las organizaciones no gubernamentales que están trabajando para mejorar el medio ambiente y proteger la biodiversidad y las que se esfuerzan en llevar adelante proyectos para mejorar las condiciones de las poblaciones más empobrecidas y con mayor dificultad para hacer frente al cambio climático. Si aún no colaboras con ellas, ahora es un buen momento para planteártelo. Apóyalas también en sus acciones de difusión y denuncia.

.

  • Comprométete, firma un compromiso por el medio ambiente. 

Haz saber a los demás que este tema te preocupa y que quieres adoptar una serie de hábitos para mejorar el medio ambiente. Busca aliados en tu entorno cercano y firma un compromiso por el medio ambiente que contenga objetivos, medios, indicadores y plazo de evaluación.

Muchos pequeños gestos concretos pueden ir dejando de retroalimentar las estructuras de un sistema injusto que degrada el medio ambiente y los derechos humanos e impide el desarrollo y la paz de todos los pueblos.

.

 

Aquí algunas sugerencias y más información: 

.

.

.

.

.

.

.

.
.

Haz algo por los demás, hazte donante de sangre. Por Laura Rodríguez

 .

Haz algo por los demás, 

hazte donante de sangre. 

 

 .

.

VER 

.

De mis años de estudiante de enfermería, hay algunos momentos que recuerdo con intensidad, uno de ellos es el efecto que causó una transfusión de glóbulos rojos en uno de los pacientes que atendía. Llevaba pocas horas en la planta y su debilidad era manifiesta, la lentitud de sus movimientos y sobre todo la palidez en su cara, casi inexpresiva, cambió cuando acudimos a su cama tras finalizar la transfusión. Su rostro ya no parecía tan pálido y decaído y se adornaba por una tímida sonrisa y un ligero color rosa en las mejillas. La sangre recibida le había devuelto la vida.

.

Cada 14 de junio se celebra el Día Mundial del Donante de Sangre con el objetivo de poner en valor la generosidad de los donantes y dar a conocer la necesidad de disponer de sangre y productos sanguíneos seguros, capaces de dar vida a otros.

.

Quienes no han necesitado sangre o alguno de sus derivados para poder recuperarse de una enfermedad, o de una hemorragia, o no han tenido familiares o amigos cercanos que recibieran una donación, tal vez no son conscientes de esta realidad, pero en España cada día varios miles de donantes regalan un poco de su sangre para que otros tengan vida. La Organización Mundial de la Salud indica que para cubrir las necesidades de sangre y derivados sanguíneos, deberían alcanzarse las 45 donaciones por cada 1.000 habitantes, pero aún estamos lejos de llegar esa cifra. El índice de media en países desarrollados es de 38 donaciones por cada 1.000 habitantes.

.

La sangre es un recurso importante en todos los tratamientos programados y en las intervenciones urgentes. Permite aumentar la esperanza y la calidad de vida de los pacientes con enfermedades como el cáncer, hepatitis, hemofilia… y llevar a cabo procedimientos médicos y quirúrgicos complejos como los trasplantes de órganos o las cirugías cardiacas. Asimismo, es fundamental para tratar a los heridos durante urgencias de todo tipo (desastres naturales, accidentes, conflictos armados, etc.) y cumple una función esencial en la atención a la madre y al recién nacido durante el parto.

.

JUZGAR 

.

El Catecismo de la Iglesia Católica recoge, en referencia al quinto mandamiento «No matarás» (art 5), la importancia del respeto a la vida y a la salud, como bienes preciosos confiados por Dios y que debemos cuidar teniendo en cuenta las necesidades de los demás y el bien común. «El cuidado de la salud de los ciudadanos requiere la ayuda de la sociedad para lograr las condiciones de existencia que permiten crecer y llegar a la madurez: alimento y vestido, vivienda, cuidados de la salud, enseñanza básica, empleo y asistencia social» (nº 2288).

.

Hace referencia más adelante, al trasplante de órganos, afirmando que es conforme a la ley moral y puede ser meritorio si los peligros y riesgos físicos o psíquicos sobrevenidos al donante son proporcionados al bien que se busca en el destinatario (nº 2296).

Específicamente el Papa Francisco ha tenido ocasión de destacar la importancia de la donación de sangre. Fue el 14 de junio de 2015 en sus palabras posteriores al rezo del Ángelus, señalando: «Hoy se celebra la Jornada mundial de los donadores de sangre, millones de personas que contribuyen, de modo silencioso, a ayudar a los hermanos en dificultad. A todos los donadores les expreso mi aprecio e invito especialmente a los jóvenes a que sigan su ejemplo».

.

.

ACTUAR  

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

  • Infórmate 

La donación de sangre está regulada por ley y es un proceso controlado y realizado por profesionales sanitarios de medicina y enfermería.

Hay una serie de requisitos para que la donación de sangre sea segura, tanto para el donante, como para el receptor de la donación. Algunos son básicos, como tener entre 18 y 65 años, otros pueden ser muy puntuales, como haber estado de viaje en determinados países. Por internet puedes encontrar información general, pero lo mejor es consultar con un profesional de la donación. Aquí podrás localizar los centros de tu comunidad autónoma donde te pueden informar y donde podrás realizar tu donación

.

  • Dona y promueve la donación 

Si cumples los requisitos, acude a donar. Pero si no puedes ser donante (por alguna circunstancia temporal o definitiva) anima a otros a serlo. Que los hospitales dispongan de sangre y de sus derivados sanguíneos para atender a los enfermos y a las urgencias, es responsabilidad de todos. Tal vez no puedas ser donante pero es muy probable que en algún momento de tu vida seas un receptor.

.

  • Visibiliza y comparte 

La donación de sangre es un proceso anónimo y gratuito, pero está en nuestra mano fortalecerlo y apoyarlo para hacer que este acto generoso sea reconocido socialmente y asumido como ineludible, solidario y responsable, por su capacidad de repercutir en el bienestar de toda la sociedad. Habla de la donación con tu familia y amigos. ¿Qué piensas? ¿Qué piensan sobre la donación de sangre?

.

Aquí puedes encontrar más información:

.

 .

Y en la web de la Organización Nacional de Trasplantes, puedes encontrar información sobre otros tipos de donación

La Indefensión aprendida. Por Laura Rodríguez

La Indefensión aprendida:

No puedo y nunca podré

 . 

VER

.

Hace unos días, asistí a una jornada sobre motivación en la que nos presentaron distintos elementos, algunos que la refuerzan y otros que la debilitan. Uno de los aspectos sobre los que nos llamaron la atención fue la indefensión aprendida.

.

INDEFENSION-1Es un concepto que aparece en los años 70 gracias a Martin Seligman. Este psicólogo estadounidense realizó un experimento con perros separados en distintas jaulas que recibían descargas eléctricas inesperadas, unos podían evitarlas golpeando con su hocico un panel y otros no tenían ninguna posibilidad de pararlas y viendo la inutilidad de sus esfuerzos, esperaban sentados hasta que terminara la descarga. Posteriormente se les trasladó a otra jaula en la que también recibían descargas y en la que ahora todos sí las podían detener simplemente desplazándose a un lado de la jaula. Los primeros asimilaron el cambio y frenaron las descargas al moverse hacia ese extremo, pero los segundos, fueron incapaces de aprender cómo evitar la descarga. Habían aprendido a sentirse indefensos y pasivos, pensando que era inútil hacer nada a pesar de que las condiciones habían cambiado.

.

Esto aplicado en los humanos permite explicar el porqué de la pasividad de las víctimas ante quienes ejercen sobre ellas malos tratos, violencia verbal o física (acoso escolar, laboral, violencia machista…), o ante determinadas situaciones sociales en las que las personas sienten que siempre han fallado y que es inútil intentarlo otra vez, porque una vez tras otra obtienen el mismo resultado… (desempleados agotados de escuchar que no reúnen el perfil laboral, ciudadanos que ya no votan y les da lo mismo quién o cómo gobierne, desencantados con la humanidad incapaces de participar en acciones solidarias…). Hemos creído que no podemos hacer nada, que así son las cosas y aunque las circunstancias cambien, ya no nos molestamos en intentarlo.

.

Lo bueno que tiene la indefensión aprendida es que puede «desaprenderse».

.

JUZGAR

.

A menudo nos escuchamos diciendo: la realidad es así y no tengo más remedio que aceptarla tal cual es y soportarla con paciencia.

.

Pero la paciencia cristiana no es resignación, no, la paciencia cristiana es ESPERANZA. El papa Francisco, en la Audiencia General del miércoles de ceniza de 2017 nos invita a introducirnos en la cuaresma como camino de esperanza, mirando la experiencia de los israelitas sometidos a la esclavitud en Egipto. «…el Señor no ha olvidado a su pueblo y su promesa: llama a Moisés, con brazo potente, hace salir a los israelitas de Egipto y les guía a través del desierto hacia la Tierra de la libertad. Durante este camino de la esclavitud a la libertad, el Señor da a los israelitas la ley, para educarles a amarle, único Señor, y a amarse entre ellos como hermanos. La Escritura muestra que el éxodo es largo y complicado: simbólicamente dura 40 años, es decir el tiempo de vida de una generación. Una generación que, ante las pruebas del camino, siempre tiene la tentación de añorar Egipto y volver atrás.

.

También todos nosotros conocemos la tentación de volver atrás, todos. Pero el Señor permanece fiel y esa pobre gente, guiada por Moisés, llega a la Tierra prometida. Todo este camino está cumplido con la esperanza: la esperanza de alcanzar la tierra, y precisamente en este sentido es un “éxodo”, una salida de la esclavitud a la libertad. Y estos 40 días son también para todos nosotros una salida de la esclavitud, del pecado, a la libertad, al encuentro con el Cristo resucitado. Cada paso, cada fatiga, cada prueba, cada caída y cada recuperación, todo tiene sentido dentro del proyecto de salvación de Dios, que quiere para su pueblo la vida y no la muerte, la alegría y no el dolor.

.

La Cuaresma es signo sacramental de nuestro camino de la esclavitud a la libertad, que siempre hay que renovar. Un camino arduo, como es justo que sea, porque el amor es trabajoso, pero un camino lleno de esperanza. Es más, diría algo más: el éxodo cuaresmal es el camino en el cual la esperanza misma se forma. La fatiga de atravesar el desierto —todas las pruebas, las tentaciones, las ilusiones, los espejismos…—, todo esto vale para forjar una esperanza fuerte, sólida, sobre el modelo de la Virgen María, que en medio de las tinieblas de la Pasión y de la muerte de su Hijo siguió creyendo y esperando en su resurrección, en la victoria del amor de Dios.

.

La paciencia cristiana, no es para ser hombres o mujeres tristes y resignados, sino para llevar el peso de las contradicciones, de las tribulaciones, con esperanza en la victoria del amor de Dios, que como dice el Magníficat, hace en nosotros cosas grandes.

.

ACTUAR

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

  • 1-POSIBLEObsérvate

Identifica en qué áreas de tu vida sufres indefensión aprendida. Observa en qué marco (trabajo, amigos, sociedad…) Describe qué es lo que te sucede, cómo te sientes, qué dices, qué piensas…

.

  • Ora

En la Biblia hay muchos personajes que nos narran experiencias de superación ante situaciones de impotencia. Ora desde la contemplación de sus vidas. Qué les pasó, cuáles eran sus dificultades, su contexto, cómo mantuvieron la fe y la esperanza ¿Cómo afrontaron sus circunstancias Moisés, Job, Rut, María…?

.

  • Obra

Si crees que debes tomar alguna iniciativa para modificar tu indefensión aprendida, tendrás que ponerte manos a la obra. Aquí te dejo un enlace donde puedes ampliar información. Es más fácil de lo que parece, pero necesita método, práctica y también algo de ayuda.

.

  • Organízate

Ya he comentado en otras entradas lo fundamental que es el compartir y movilizarse. Aquí te dejo un par de ejemplos de personas que decidieron organizarse para salir del inmovilismo social y buscar soluciones concretas, pequeñas tal vez, más que un grano de mostaza, pero que llenan de esperanza.

.

  • La comunidad católica de San Egidio ha trasladado a Italia desde Oriente Próximo de manera legal y segura a 700 refugiados en un año, más que la suma de los acogidos por 15 países de la UE de forma individual. Y solo seis Estados han acogido cada uno a más refugiados que San Egidio: Francia, Alemania, Portugal, Holanda Finlandia y España, que ha recibido a 744 personas. El compromiso de la UE fue repartirse a 160.000 asilados. Aquí puedes ver la noticia sobre el tema.
  • El movimiento Hand in Hand en Israel, está tendiendo puentes entre judíos y árabes a través de escuelas compartidas. Aquí puedes ver un documental que cuenta la historia de un grupo de padres y madres árabes e israelíes que deciden crear la primera escuela binacional y bilingüe para sus hijos, con el objetivo de fomentar la convivencia y la tolerancia, tras décadas de incomprensión y prejuicios.

 .

Muchos pequeños gestos concretos pueden ir dejando de retroalimentar las estructuras de un sistema que nos hace sentirnos indefensos e impotentes ante la injusticia, que impide el desarrollo para todas las personas y la paz.

 .

Aquí puedes encontrar más información sobre la indefensión aprendida:

.

.
.

Laura Rodríguez

 

La cuestión del Agua, un derecho humano. Por Laura Rodríguez

La cuestión del Agua, un derecho humano.

 . 

VER

.

«El derecho humano al agua es indispensable para una vida humana digna». Así fue reconocido por las Naciones Unidas en 2002 añadiendo, entre otros aspectos, que el derecho al agua supone «disponer de agua suficiente, saludable, aceptable, físicamente accesible y asequible para su uso personal y doméstico». Que reconozcamos que el agua es un derecho humano significa que no puede ser tratada como una mercancía y que debe ser cuidada y distribuida de forma que permita un desarrollo humano sostenible para todas las personas.

.

Una sencilla gota de H20 tiene múltiples facetas, algunas muy evidentes y otras algo más complejas y que requieren una amplia perspectiva. Vamos a enumerar algunas:

.

  • Necesitamos agua para hidratarnos. Sin ingerir agua muy difícilmente podremos sobrevivir más de 3 o 4 días.
  • Aproximadamente el 70% del agua extraída de los ríos, lagos y acuíferos se utiliza para el riego de los cultivos.
  • También necesitamos agua para la producción, transformación y uso de TODO lo que consumimos tanto productos como servicios, esto se puede medir con la Huella Hídrica, que calcula el volumen de agua consumido para su producción, tanto de forma directa como de forma indirecta, midiendo el uso del agua en términos de volúmenes de agua consumidos y/o contaminados por unidad de tiempo.
  • Nuestros desechos humanos, extractivos, e industriales producen contaminación sobre el agua al llenarla de microorganismos, sustancias químicas y peligros radiológicos que constituyen una amenaza para la salud humana y para el conjunto de los seres vivos y reducen el volumen de agua potable.
  • La desforestación produce una menor capacidad de los terrenos para absorber el agua de lluvia y recuperar los acuíferos, y cuando la lluvia llega, esta corre por el terreno llevándose con ella los nutrientes de la tierra.
  • También tenemos que sumar los desastres naturales relacionados con el agua, los generados por el cambio climático o los ocasionados a consecuencia de la guerra cuando se bloquea el acceso de la población al agua potable.
  • Y por terminar, señalar que su distribución irregular, su acaparamiento, mercantilización y sobreexplotación sin reparar en sus consecuencias presentes y futuras impide el acceso al agua a las poblaciones más empobrecidas.

.

AGUALIMPIAEstá claro que la cuestión del agua tiene especial trascendencia. Los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) la destacan con el Objetivo nº 6: Garantizar la disponibilidad de agua y su gestión sostenible y el saneamiento para todos que está centrado en promover medidas que favorezcan el acceso universal y equitativo de agua limpia y en establecer sistemas de saneamiento que impidan la contaminación del agua con materia fecal. En la actualidad, 2.400 millones de personas carecen de acceso a servicios básicos de saneamiento, como retretes o letrinas.

.

Además las Naciones Unidas nos proponen celebrar el 22 de marzo el Día del Agua con el lema ¿Por qué gastar agua? que gira en torno a la reducción y la reutilización de las aguas residuales, resaltando el objetivo 6.3 de los ODS que exige para 2030, haber mejorado la calidad del agua reduciendo la contaminación, eliminando el vertido y minimizando la emisión de productos químicos y materiales peligrosos, reduciendo a la mitad el porcentaje de aguas residuales sin tratar y aumentando el reciclado y la reutilización sin riesgos a nivel mundial.

.

Actualmente más del 80% de las aguas residuales resultantes de las actividades humanas se vierte en ríos o el mar sin que se eliminen los contaminantes.

 .

JUZGAR

.

GASTAR AGUA

El Papa Francisco dedica el capítulo II de la Encíclica Laudato si’ a «La cuestión del Agua». Llama la atención sobre la inadecuada cultura del agua afirmando que existe «un derroche del agua no sólo en países desarrollados, sino también en aquellos menos desarrollados que poseen grandes reservas. Esto muestra que el problema del agua es en parte una cuestión educativa y cultural, porque no hay conciencia de la gravedad de estas conductas en un contexto de gran inequidad.»

.

Señala que en muchos lugares, la demanda de agua supera a la oferta dando lugar a «que en los momentos críticos no se administre siempre con una adecuada gobernanza y con imparcialidad.«, y llamando la atención sobre «la tendencia a privatizar este recurso escaso, convertido en mercancía que se regula por las leyes del mercado.» Y añade que «Un problema particularmente serio es el de la calidad del agua disponible para los pobres, que provoca muchas muertes todos los días.» La presencia de microorganismos, sustancias químicas producidas por actividades extractivas, agrícolas e industriales e incluso «los detergentes y productos químicos que utiliza la población en muchos lugares del mundo siguen derramándose en ríos, lagos y mares.»

Finalmente advierte que si no actuamos con urgencia «Una mayor escasez de agua provocará el aumento del costo de los alimentos y de distintos productos que dependen de su uso… es previsible que el control del agua por parte de grandes empresas mundiales se convierta en una de las principales fuentes de conflictos de este siglo.»

 .

ACTUAR

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

  • Rehabilítate

Incorpora a tu vida diaria convicciones y sentimientos favorables al cuidado del medio ambiente y a la reducción del consumo del agua. Infórmate y toma conciencia de la necesidad de poner este tema en tu lista de prioridades.

.

DIAMUNDIALAGUA

 

  • Revisa tu consumo de agua y de detergentes.

Te invito a que hagas un ejercicio: lávate los dientes de forma habitual, pero colocando un envase para recoger toda el agua utilizada y mide qué cantidad de agua has gastado. La próxima vez que te laves los dientes utiliza un vaso de agua para enjuagarte. Valora el resultado y multiplica por cada cepillado el número de litros que ahorras al mes… ¿y al año? Merece la pena.

.

Otro ejercicio: si vas a ducharte con agua caliente, recoge en un cubo toda la que sale hasta que llegue a la temperatura ideal y aprovecha este agua para fregar el suelo, regar las plantas o lavar el coche. Puede que te sorprenda la cantidad de agua que recoges. Calcula.

.

Fíjate en los productos que utilizas para limpiar loza, baños, suelos… ¿son biodegradables? ¿Qué tal si pruebas con bicarbonato de sodio, vinagre, jugo de limón, sal…? Consulta los enlaces que te proporciono al final del artículo. Te sorprenderás.

.

  • Relocaliza tu consumo de productos

Los sistemas de pequeña escala, utilizan una baja proporción del territorio y del agua, y dan lugar a la generación de menos residuos y menor contaminación por transporte. Evita la comida basura y muy procesada, consume productos locales y de temporada y elabora raciones acordes a lo que necesitas para no desperdiciar comida.

.

  • Reclama

Informa a las personas de tu entorno que este tema te preocupa y pídeles que también ellos se impliquen. Valora la importancia que dan tus representantes políticos a la gestión del agua, su reciclado y reutilización. Interésate por cómo es la gestión del agua en tu ayuntamiento.

.

  • Redistribuye

Interésate por proyectos promovidos por ONGs que promuevan el abastecimiento de agua potable y de saneamientos en regiones más desfavorecidas. Colabora con ellas, haz un donativo e interésate por la evolución de esos proyectos.

.

Muchos pequeños gestos concretos pueden ir dejando de retroalimentar las estructuras de un sistema injusto que no garantiza el acceso al agua y los derechos humanos para todas las personas, degrada el medio ambiente, perpetúa la violencia, agranda la desigualdad e impide el desarrollo y la paz.

 .

Aquí puedes encontrar más información:

.

.
.

Laura Rodríguez

¡No más dinero para las armas!. Por Laura Rodríguez

¡No más dinero para las armas!

 Desarme para el Desarrollo.

VER

.

En entradas anteriores hemos visto que el otro nombre de la paz es el desarrollo, porque una paz que no surja como fruto del desarrollo integral de todos, tampoco tendrá futuro y siempre será semilla de nuevos conflictos y de variadas formas de violencia. También comentamos que hoy por hoy, poseemos suficiente casuística y conocimientos como para poder demostrar que los métodos No Violentos aplicados a situaciones reales de guerra y violencia extrema son de superior eficacia que el uso de la fuerza y de las armas. Ahora te invito a que nos acerquemos a la relación entre paz, desarrollo y armamento.

.

Si aplicamos la lógica de las leyes de mercado, es fácil entender que un negocio no funciona si no existe demanda. ¿Nos hemos parado a pensar, qué es lo que más conviene a la industria armamentística para poder subsistir? Esta simple pregunta nos lleva a cuestionarnos si realmente la paz es un objetivo perseguido por todos, o si la salvaguarda del interés económico de la industria armamentística está propiciando la existencia de conflictos armados.

.

El informe «Guerras de Frontera« publicado en mayo de 2016, señala que el negocio de las armas, en particular las ventas a Oriente Medio y al Norte de África, de donde proceden la mayoría de los refugiados que huyen, está en pleno auge. Las exportaciones globales de armas a Oriente Medio han aumentado en un 61% entre los periodos 2006-2010 y 2011-2015. Sólo los Estados miembros de la UE, entre 2005 y 2014, otorgaron licencias de exportación de armas a Oriente Medio y al Norte de África por un valor de más de 82.000 millones de euros.

.

A este ingente gasto en producción de armamento se suma la creciente inversión en seguridad fronteriza, tecnología para monitorizar las fronteras y sistemas informáticos para vigilar movimientos de población, dándose la paradoja de que algunas de las empresas armamentísticas europeas que se están lucrando con la venta de armamento, son las mismas compañías que se están beneficiando de la inversión de la Unión Europea en asegurar sus fronteras ante los flujos migratorios provocados por los conflictos en Oriente Medio y norte de África. La crisis de refugiados está siendo para las grandes industrias de armamento la oportunidad para hacer su agosto, al alimentar los conflictos armados mientras ofrecen soluciones de contención de sus consecuencias, así se lucran doblemente al vender el veneno y su medicina.

.

Las empresas españolas no se quedan atrás en este negocio, situando en 2015 a España, como la séptima posición en el ranking mundial de países exportadores. Según el informe «Exportaciones Españolas de Armamento 2006-2015″ del Centre d’Estudis per la Pau J.M. Delàs, un 24,5% de las exportaciones españolas en 2015 (911 millones de euros) han tenido como destino países de Oriente Medio, en especial los países del Golfo Pérsico. Arabia Saudí, Omán, Egipto, Irak son los destinatarios principales a pesar de que, si nos atenemos a la propia legislación española y europea sobre comercio de armas, estas exportaciones debían considerarse ilegales, debido a la situación de inestabilidad existente en la región de Oriente Medio y por la influencia regional de países como Arabia Saudí, Omán, Bahréin o Emiratos Árabes Unidos en tanto que dan apoyo a una parte del conflicto en Siria (grupos insurgentes) y en otros países como Libia o Egipto en tanto que forman parte de la coalición que actúa militarmente sobre Yemen. Las exportaciones a Iraq tendrían que prohibirse, por estar inmerso en una guerra en su propio territorio.

 .

ARMAS2

.

JUZGAR

.

El Catecismo de la Iglesia Católica expresa categóricamente: «La inversión de riquezas fabulosas en la fabricación de armas siempre más modernas impide la ayuda a los pueblos indigentes y obstaculiza su desarrollo.» Las autoridades nacionales y la comunidad internacional tienen el derecho y el deber de de regular la producción y el comercio de armas, pues «la búsqueda de intereses privados o colectivos a corto plazo no legitima empresas que fomentan violencias y conflictos entre las naciones, y que comprometen el orden jurídico internacional.» (cf nº2315, 2316).

.

Benedicto XVI afirma: «los ingentes recursos materiales y humanos empleados en gastos militares y en armamentos se sustraen a los proyectos de desarrollo de los pueblos, especialmente de los más pobres y necesitados de ayuda. Y esto va contra lo que afirma la misma Carta de las Naciones Unidas, que compromete a la comunidad internacional, y a los Estados en particular, a «promover el establecimiento y el mantenimiento de la paz y de la seguridad internacional con el mínimo dispendio de los recursos humanos y económicos mundiales en armamentos (art. 26).»… y continúa haciendo un llamamiento «para que los Estados reduzcan los gastos militares en armamentos y tomen seriamente en consideración la idea de crear un fondo mundial, que se destine a proyectos de desarrollo pacífico de los pueblos.» (cf. Benedicto XVI a los participantes en un Seminario Internacional sobre el desarme, 2008)

.

También en el mensaje del Papa Francisco a la Conferencia sobre el impacto humanitario de las armas atómicas celebrada en 2014, destacaba: «El deseo de paz, de seguridad y estabilidad es uno de los deseos más profundos del corazón humano, puesto que está arraigado en el Creador, que hace a todos los pueblos miembros de la familia humana. Esta aspiración jamás puede ser colmada solamente por los medios militares, y mucho menos por la posesión de armas nucleares y otras armas de destrucción masiva. La paz «no se reduce al solo equilibrio de las fuerzas adversarias, ni surge de una hegemonía despótica» (Gaudium et spes, 78). La paz ha de construirse con la justicia, el desarrollo socioeconómico, la libertad, el respeto de los derechos humanos fundamentales, la participación de todos en los asuntos públicos y la confianza entre los pueblos.»

.

La doctrina social de la Iglesia propone la meta de un «desarme general, equilibrado y controlado», y afirma que «El enorme aumento de las armas representa una amenaza grave para la estabilidad y la paz. El principio de suficiencia, en virtud del cual un Estado puede poseer únicamente los medios necesarios para su legítima defensa, debe ser aplicado tanto por los Estados que compran armas, como por aquellos que las producen y venden. Cualquier acumulación excesiva de armas, o su comercio generalizado, no pueden ser justificados moralmente; estos fenómenos deben también juzgarse a la luz de la normativa internacional en materia de no-proliferación, producción, comercio y uso de los diferentes tipos de armamento. Las armas nunca deben ser consideradas según los mismos criterios de otros bienes económicos a nivel mundial o en los mercados internos». (cf. Compendio de la Doctrina Social de la Iglesia Católica nº 508-511)

.

ACTUAR

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

  • ARMAS 1Infórmate y enlázate. Existen numerosas organizaciones y ONGs que realizan un seguimiento de la producción y venta de armamento y de sus implicaciones en zonas de conflicto. Puedes seguirlas en las redes, apoyar y difundir sus campañas, colaborar más estrechamente…
  • Vocea y educa. Este mundo en guerra no es lo que deseamos para nuestras familias, ya sabemos que la solución no violenta a los conflictos es más eficaz y duradera que el uso de la violencia. Hazte portavoz de quienes sufren la violencia de las armas, especialmente de las víctimas civiles. Muéstrales tu apoyo y haz saber a los que te rodean que este tema te preocupa y cuál es tu opinión y qué actitudes y acciones estás tomando en contra de la producción de armamento.
  • Exige. Sigue lo que tus representantes políticos proponen y votan en el Parlamento sobre el control de armas y comunícales tu opinión. Puedes hacer un seguimiento de la toda la actividad parlamentaria española relacionada con «Conflictos Internacionales Y Construcción De Paz» y otros temas como: pobreza, justicia social, desarrollo sostenible… a través de esta sencilla herramienta online: TIPI.

.

Muchos pequeños gestos concretos pueden ir dejando de retroalimentar las estructuras de un sistema injusto que perpetúa la violencia, no garantiza los derechos humanos para todas las personas, no respeta la dignidad de la mujer, degrada el medio ambiente, agranda la desigualdad e impide el desarrollo y la paz.

 .

Aquí puedes encontrar más información:

    • Comisión General de Justicia y Paz Entradas relacionadas con «Gasto militar».
    • Centro Delàs Observatorio sobre desarme, comercio de armas, conflictos armados y cultura de paz
    • Amnistía Internacional La campaña Armas Bajo Control denuncia que la venta de cinco corbetas de Navantia a Arabia Saudí es ilegal.
    • Greenpeace Armas españolas exportadas en el primer semestre de 2015 podrían usarse para cometer atrocidades.
    • Instituto Internacional de Investigación para la paz de Estocolmo (SIPRI) en inglés. Realiza estudios científicos sobre la cooperación y los conflictos con el fin de contribuir a la comprensión de las condiciones necesarias para la resolución pacífica de los mismos y el mantenimiento de una paz duradera.
    • Campaña de Objeción fiscal al gasto militar Es la no disposición a colaborar con el estado en los gastos de preparación de guerras y mantenimiento de la estructura militar, desobedeciendo activamente en el momento de realizar la declaración de la renta (IRPF).

.
.

Laura Rodríguez

No Violencia Activa. Por Laura Rodríguez

Hagamos de la No Violencia Activa nuestro estilo de vida 

VER

.

Las celebraciones del día 1 de enero,con la 50ª Jornada Mundial para la Paz,y del 30,con el Día Escolar de la No Violencia y la Paz, que enmarcan este primer mes del año,nos invitan a reflexionar sobre la presencia de la violencia en nuestras vidas y de cómo hacer de la «no violencia activa» el camino para la paz.

.

Tal vez nos asalte la duda de si la agresividad,la violencia y la guerra están tan arraigadas en las relaciones humanas que es imposible erradicarlas. Pero esto no es así. Si bien vemos que el conflicto resulta inherente a la naturaleza humana y que ha acompañado al ser humano desde sus orígenes, también podemos constatar que «las experiencias pacíficas,de intercambio,cooperación,solidaridad,diplomacia,etc. han sido dominantes en la Historia. Y,sin embargo,es una historia que por su cotidianeidad y «naturalidad» no deja huellas ostensibles,no ha necesitado ser resaltada,porque tampoco es estridente.» Historia de la paz. Francisco A. Muñoz y Mario López Martínez.

.

Cuando nos referimos al término de «no violencia activa»,no estamos hablando de pasividad,resignación, condescendencia, sumisión,ni aceptación de la injusticia. La no violencia rechaza tanto la injusticia,en cualquiera de sus formas,como la utilización de la violencia y la agresión para combatirla, desde el convencimiento de que toda acción violenta genera más violencia. La resistencia a abandonar el uso de la violencia para adoptar métodos no violentos de resolución de conflictos puede explicarse por intereses económicos y políticos invertidos en tecnologías agresivas,violentas y destructivas,en una concepción,asimismo,de la Seguridad basada en el uso de la fuerza y del dominio,la obsesión en la creencia de que es la fuerza la que puede resolver los conflictos si ésta se practica legalmente. Hoy por hoy,poseemos suficiente casuística y conocimientos como para poder demostrar que los métodos No Violentos aplicados a situaciones reales de guerra y violencia extrema son de superior eficacia que el uso de la fuerza y de las armasUna Cultura de Paz compleja y conflictiva. La búsqueda de equilibrios dinámicos. Francisco A. Muñoz Muñoz,Beatriz Molina Rueda.

La acción no violenta busca disminuir el poder cuando considera que se ejerce injustamente o bien actuar sobre el conflicto mediante la conducta personal y social,retirando el consentimiento y la cooperación mediante:

.

  • El rechazo y vacío a las diferentes formas de discriminación y violencia.
  • La no-colaboración con las prácticas violentas.
  • La denuncia de todos los hechos de violencia y discriminación.
  • La desobediencia civil frente a la violencia institucionalizada.
  • La organización y movilización social,voluntaria y solidaria.
  • El apoyo decidido a todo aquello que favorezca la no violencia activa.
  • La superación de las raíces de la violencia en uno mismo,el desarrollo de las virtudes personales y de las mejores y más profundas aspiraciones humanas.

 .

La no violencia activa supone un proceso de cambio de valores personales y socioculturales que nos permiten tomar conciencia de nuestras actitudes violentas y nos cualifican para ser capaces de generar en nuestra vida y en nuestro entorno una cultura para la paz. Se trata de una opción alternativa que pretende «humanizar» la sociedad,apostando y valorando el poder de la vida y buscando prevenir los conflictos desde el encuentro,la cooperación y la creatividad.

 .

JUZGAR nonviolence2016.jpg_1629748133

.

Del Mensaje del Papa Francisco para la Jornada Mundial de la Paz 2017 extraemos: «La violencia,¿permite alcanzar objetivos de valor duradero? Todo lo que obtiene,¿no se reduce a desencadenar represalias y espirales de conflicto letales que benefician sólo a algunos «señores de la guerra? 

.

La violencia no es la solución para nuestro mundo fragmentado. Responder con violencia a la violencia lleva,en el mejor de los casos,a la emigración forzada y a un enorme sufrimiento,ya que las grandes cantidades de recursos que se destinan a fines militares son sustraídas de las necesidades cotidianas de los jóvenes,de las familias en dificultad,de los ancianos,de los enfermos,de la gran mayoría de los habitantes del mundo. En el peor de los casos,lleva a la muerte física y espiritual de muchos,si no es de todos.  

.

Deseo reflexionar sobre la no violencia como un estilo de política para la paz,y pido a Dios que se conformen a la no violencia nuestros sentimientos y valores personales más profundos. Que la caridad y la no violencia guíen el modo de tratarnos en las relaciones interpersonales,sociales e internacionales. Cuando las víctimas de la violencia vencen la tentación de la venganza,se convierten en los protagonistas más creíbles en los procesos no violentos de construcción de la paz. Que la no violencia se trasforme,desde el nivel local y cotidiano hasta el orden mundial,en el estilo característico de nuestras decisiones,de nuestras relaciones,de nuestras acciones y de la política en todas sus formas.» 

.

También afirma el Papa Francisco que «la familia es el espacio indispensable en el que los cónyuges,padres e hijos,hermanos y hermanas aprenden a comunicarse y a cuidarse unos a otros de modo desinteresado,y donde los desacuerdos o incluso los conflictos deben ser superados no con la fuerza,sino con el diálogo,el respeto,la búsqueda del bien del otro,la misericordia y el perdón. (Amoris laetitia,90-130). Por esto,las políticas de no violencia deben comenzar dentro de los muros de casa para después extenderse a toda la familia humana. «El ejemplo de santa Teresa de Lisieux nos invita a la práctica del pequeño camino del amor,a no perder la oportunidad de una palabra amable,de una sonrisa,de cualquier pequeño gesto que siembre paz y amistad. Una ecología integral también está hecha de simples gestos cotidianos donde rompemos la lógica de la violencia,del aprovechamiento,del egoísmo» (Laudato si’,230). 

.

Del mismo modo la escuela es un ámbito esencial de conformación de una cultura para la paz. En el mensaje del Papa Francisco a los docentes reunidos en el IV encuentro mundial sobre la educación,destacó la importante e inestimable profesión de los maestros en todo el mundo afirmando que son «¡artesanos de humanidad! ¡Y constructores de la paz y del encuentro!» Y añade «¡Ojalá los gobiernos tomen conciencia de la magnitud de su tarea!» 

.

ACTUAR cedb90bb-f2e7-48d5-b11c-fd6772c8b2c4

.

¿Qué podemos hacer tú y yo: nosotros?

.

  • Revisa tu actitud. Los demás no son tus rivales. Sepárate de esa visión del conflicto donde hay un oponente,un ganador y un perdedor. Piensa,por ejemplo,en tu forma de conducir: ¿el objetivo de todos los conductores es entorpecer tu circulación? ¿Siempre son los demás los que no saben conducir? ¿Respondemos con un insulto ante lo que consideramos una incorrección?…
  • Aprende a con-vivir. El conflicto puede ser superado de manera no violenta mediante diálogo la creatividad y la empatía. Genera comunicación y dialogo para aceptar al otro,comprender y superar dificultades. Busca la toma de decisiones colectivas y consensuadas. Acoge las distintas diversidades. Abre tu vida a la bondad y la reconciliación.
  • Agrúpate y movilízate. Para avanzar en la instauración de una cultura no violenta es necesario recuperar la capacidad de movilización ciudadana hacia objetivos que propicien la justicia y el bien común, abandonando los valores individualistas actuales.

.

Muchos pequeños gestos concretos pueden ir dejando de retroalimentar las estructuras de un sistema injusto que perpetúa la violencia, no garantiza los derechos humanos para todas las personas,no respeta la dignidad de la mujer,degrada el medio ambiente,agranda la desigualdad e impide el desarrollo y la paz.

.

.

Laura Rodríguez