vivir acompasados con la Palabra, al compás de nuestras palabras


Cargando Ecos

« Todos los Ecos

  • Este eco ha pasado.

Gran hermano, mejor hijo


marzo 15

No podemos presumir de ser hijos en el Hijo, sin antes ser hermanos de nuestros hermanos. De nada sirve decir Dios con nuestros labios, si con nuestro corazón y con nuestras manos, hemos dicho adiós a nuestros hermanos.

Para ser un gran hijo, necesitamos ser un gran hermano, porque es ahí, en el día a día, donde surgen los roces, las diferencias y las separaciones, donde se pone a prueba qué clase de hijo en el Hijo soy. No puedo dar a Dios ni ofrecer a Dios lo que antes he negado a mi hermano. Y por lo tanto no puedo pedirle a Dios que me dé lo que yo nunca he dado.

Que nuestro camino hacia Dios sea un camino plagado de hermanos que nos acompañan ante el Juez, no como parte de la acusación, sino como defensa de lo mucho que hemos amado.

Detalles

Fecha:
marzo 15
Eco Categoría: