“una palabra tuya bastará para…” (cuaresma 2015)

Print Friendly

“Todos los caminos conducen a…” Es un dicho popular, pero ciertamente no: no todos los caminos conducen al mismo sitio, con mucha frecuencia. Podríamos decir que no todas las Cuaresmas conducen a la Pascua y, por eso, conviene que nos preparemos y elijamos que camino queremos vivir para llegar a la Vigilia Pascual y resucitemos con Él.

.

0-CENIZAsHistóricamente, la Cuaresma es un tiempo que la Iglesia nos propone (desde el siglo IV) como una catequesis prolongada que nos prepara al acontecimiento central de la Historia, que es la Pascua de Resurrección. Un camino para renovar y actualizar la fe recibida en nuestro bautismo. Comienza con la Ceniza, simbolizando la quema del hombre viejo, y culmina en la Vigilia Pascual, noche de Luz y Vida, estrenando un ser nuevo en Cristo. Como es evidente, de ese principio a ese final que buscamos, han de pasar muchas cosas… o acabaremos en otro lado.

.

¿Con qué ayudas contamos en este tiempo? Proponemos dejarnos conducir por la Palabra, que acogida en el corazón (por la oración) y llevada a la vida (por un amor compasivo) tiene poder de irnos transformando. Te invitamos a hacer nuestra esta Cuaresma en Su Palabra.

.

Porque UNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA…

.

Al ver el enunciado nos surge completar la frase: “Una palabra tuya bastará para… sanarme” del texto de Mt 8, 5-13. Es la palabra de un extranjero dirigida con fe grande a Jesús: di una sola palabra y mi criado quedará sano… ¿Por qué esta frase para Cuaresma?

.

Atendiendo al lema que llevamos este curso, la Navidad nos hizo caer en cuenta de que Dios nos ha hablado por el Hijo (Heb 1, 2). Es la PALABRA por excelencia. En él nos lo ha dicho todo. La vida de Jesús es un continuo contar cómo es el Padre (Mt 11, 27; Jn 10, 38; 12, 47; 17, 23; 18, 37…) y el Padre es todo Amor y misericordia. Jesús lo dice y lo actúa con gestos. Tiene una Palabra adecuada para cada situación de dolor, de enfermedad, de pecado, de humillación, de discriminación, de indignidad… una palabra poderosa, que obra lo que dice. Que pide la fe de quien se acerca a Él en busca de sanación integral.

.

Quizá en la Cuaresma que empezamos necesitamos oír de labios de Jesús una palabra personal que aliente, ilumine y acompañe nuestros pasos, que cambie nuestra vida. Por eso, desde el lema TE DOY MI PALABRA, os proponemos unas pistas cada semana, al hilo del Evangelio de los domingos, para acompasar la vida como un itinerario hacia la Pascua, hacia una vida nueva, vida de calidad, super-vida, ¡MÁS que VIDA!

.

.

1-CRECERsUNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA… CRECER: Marcos 1, 12-15

.

La Cuaresma comienza siempre, en todos los ciclos litúrgicos, con el Evangelio de las tentaciones de Jesús, que nos enfrenta con nuestros ídolos y nos lleva a ver, a ELEGIR dónde poner nuestro Centro, a qué nos agarramos en momentos de crisis y desconcierto… la tentación puede ser un momento donde nuestra libertad se crezca y purifique. [leer...]

.

2-CONFIARsUNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA… CONFIAR: Marcos 9, 2-10

.

En el Evangelio de la Transfiguración, al igual que los discípulos, el Padre nos desvela la verdadera identidad de Jesús, el Hijo, el Amado, resumen de la Ley y los profetas. Estar en contacto con este Jesús, escuchar su voz, nos maravilla. Nos da fuerza para bajar del Tabor. Así se puede acrecentar la confianza para cuando llegue la cruz, la persecución… [leer...]

.

3-REORDENARsUNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA… REORDENAR: Juan 2, 13-25

.

La Cuaresma es también un tiempo para “poner las cosas en su sitio”. Ordenar el caos interior en el que muchas veces vivimos, dando importancia a las cosas que realmente la tienen y relativizando las que no. Es un ejercicio espiritual de poner frente a frente las opciones vitales de Jesús y las mías. Con la ayuda del Espíritu, que puso orden en el caos primero de la historia, podremos también reorganizar la propia vida, limpiar de nuestra “casa” el mercado que tenemos montado… y que se haga la LUZ. [leer...]

.

4-BRILLARsUNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA… BRILLAR: Juan 3, 14-21

.

Elegir la luz y no las tinieblas es actuar en verdad y así acercarnos poco a poco, cada vez más a la Luz. Entonces podremos BRILLAR, con los ojos puestos en El que fue levantado, que nos da la Vida. [leer...]

.

.

.

5-MORIRsUNA PALABRA TUYA BASTARÁ PARA… ¿MORIR?: Juan 12, 20-33

Pero el final de la Cuaresma nos da una Palabra paradójica: no hay otro camino para crecer, para confiar, para reordenar, para brillar que MORIR. Como la semilla que no da fruto si no se entierra. Podemos hacerlo confiados en su Palabra. ¿Será la muerte la última palabra?… ahí quedamos emplazados para vivir a fondo la Semana Santa. [leer...]

.

.

Podemos vivir esta cuaresma como una escuela de formación del corazón desde la Palabra, y como un camino que nos lleve a salir de la indiferencia, transformando el corazón de piedra en uno de carne… hacia un amor más radical y auténtico.

.

¿Qué Palabra necesitas tú, cada día, para crecer, para llegar donde quieres llegar, para dejarte conducir por Él, para ser tú plena y libremente? Pídele a Jesús que la pronuncie para ti.

.

Si quieres, puedes compartir tu “palabra personal” en nuestro Facebook. Nunca sabremos el alcance que tenga para ayudar a otros en este mismo camino…

.

.

equipo acompasando

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR